Inicio > Cine > Offside – Jafar Panahi [2006]

Offside – Jafar Panahi [2006]


8 de Junio de 2005, Irán se enfrenta a Bahrein en lo que puede ser el pase directo al Mundial de Fútbol de Alemania 2006.  En el estadio de Azadi se juntan casi cien mil espectadores, la mayoría iraníes, en lo que es una de las mayores fiestas nacionales. Cerca pero lejos, sólo dos semanas, queda la muerte de siete aficionados en los disturbios que se generaron por al victoria ante Japón.

Fuera, en los exteriores del campo, una chica es interceptada en la entrada, después de viajar en autobús, comprar una entrada en la reventa e intentar entrar al partido. El joven soldado la detiene y la lleva a un recinto vigilado por dos soldados más. Son apenas tres vallas de metal en uno de los pasillos exteriores del estadio. Dentro hay tres chicas con camisetas, banderas o gorras para esconder el pelo y con la cara pintada para evitar ser reconocidas.  Luego llegarán más, disfrazadas y casi irreconocibles, anónimas.
Las mujeres no pueden entrar en los estadios de fútbol, hay muchos insultos y está lleno de hombres. Los soldados, como hermanos o padres de otras mujeres ejecutan órdenes para mantener la moralidad. La mujer no puede escuchar todo eso, no lo soportaría.
A apenas unos metros de una de las mayores histerias colectivas de Irán, casi comparable a las manifestaciones en contra de la represión gubernamental, se entabla un debate desigual donde todo termina llevando a las órdenes.
Los soldados son jovenes y saben lo que está pasando, pero aun así lo único que se juegan es ser soldados el resto de su vida por no acatar órdenes. Los ideólogos no están presentes, sólo los particulares.

Esta vuelta a lo concreto presenta multitud de incongruencias en los discursos paternalistas de la moral, en este caso musulmana en su versión iraní. Unas incongruencias que nacen de un choque generacional que dura demasiado y que tiene una fuerza implacable. La frontera entre lo prohibido y lo permitido se desvanece cuando ese choque baja a la tierra, cuando los casos son concretos.
Aun así, la fuerza del dominio puede acallar hasta lo más singular, lo más innegable. En una entrevista, Panahi comenta:

“Unas 110.000 personas llenaron las gradas. A la salida había un helicóptero militar rodeado de soldados delante del estadio para que nadie se acercara. Los soldados empezaron a empujar a la multitud y siete personas murieron pisoteadas. Sin embargo, la prensa iraní solo publicó fotos de seis de los fallecidos. Se rumoreó que la séptima víctima era una chica. No tenemos pruebas, pero sí sabemos que entre los heridos había una chica disfrazada de chico.”

Al final, lo único que vence al silencio impuesto es el recuerdo.

Offside – IMDB

Anuncios
Categorías:Cine Etiquetas: , ,
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: